Hijo del Sol

Hijo del Sol

Cuando llegas el aire sintoniza en tu alma
y tus notas lo mecen alejando la calma
te apoderas del cielo que se tiñe contigo
y un intenso escarlata enciende el infinito

Leonardo eres hijo de éste cielo nuevo
llenaste mi vida de nuevos anhelos
a veces no doy con tu nota y me pierdo
de tu alma bendita, de bendito fuego

Eres cielo violento que despierta vida
rompiendo silencios de antiguas heridas
que la tierra acuna, ciega sin medida
por hijos dormidos, huellas escondidas

Hijo mío, llevas el sol en tu frente
compartes sus rayos con toda la gente
de esta tierra herida, que helados y fríos
sueñan con promesas de tiempos perdidos

Por Marisol Stevens

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *